Ortorexia: una obsesión por la comida sana

Ainhoa Kostich

Si eres una de esas personas que están perturbadas con comprobar lo que compone la dieta diaria, podría ser que tienes un trastorno alimentario llamado ortorexia. En esencia, la condición, descubierta en 1997 por el Dr. Steven Bratman lleva una alimentación saludable hasta el extremo, y está de alguna medida provocada por nuestra abrumadora preocupación cultural de comer limpio.

ortorexia

Las personas que lo sufren comienzan por limitar la ingesta de huevos, carne roja, lácteos, azúcares y grasas; no son conscientes de la importancia de comer de manera equilibrada. Los afectados por la ortorexia crean sus propias reglas en torno a la comida y utilizan su propio criterio para decidir qué es sano, y qué no lo es.

Se trata de una enfermedad muy similar a la anorexia y a la bulimia, sin embargo, los anoréxicos o bulímicos controlan la cantidad de comida que consumen, mientras que los ortoréxicos se preocupan únicamente de su calidad.

La tendencia de la sociedad a los excesos y la constante presión que vivimos con los descubrimientos diarios sobre alimentos “insanos” y “peligrosos para la salud”, alimentan el auge de este trastorno alimenticio. Según la Organización Mundial de la Salud, hoy día la ortorexia afecta al 28% de la población de los países occidentales y se prevé que la cifra vaya en aumento dada la psicosis que generan los medios de comunicación en torno a la salubridad de los alimentos que consumimos, a lo que se le suma la tendencia obsesiva o extremista de algunas personas.

Los ortorexos pierden la capacidad de comer intuitivamente – a saber cuándo tienen hambre, la cantidad que necesitan, y cuando están llenos. Además, el ortoréxico nunca aprende a comer de forma natural. Llegan a padecer desequilibrios dietéticos y nutricionales (tienen pérdida de vitaminas y minerales, así como otras enfermedades: osteoporosis, anemia, hipotensión, etc.) También padecen de ansiedad, depresión, hipocondrías, hipervitaminosis o hipovitaminosis y en aquellos estados más avanzados, sufren de trastornos obsesivos compulsivos con respecto a la alimentación.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s